Cuidarse en Navidad NO es imposible

13 de diciembre y ya temblamos a ver cómo nos acercamos en el calendario a las fechas navideñas. Probablemente a estas alturas ya tendremos definida toda una agenda paralela con reuniones con amigos, cenas o comidas de empresa, compras, amigos invisibles y otra serie de compromisos que se acumulan irremediablemente. Más comidas, más encuentros, más excesos. Son semanas de pensar: “ya me pondré a tono en enero”. Pero tal vez no sea necesario volvernos demasiado locos con los propósitos de año nuevo: si nos cuidamos un poco durante estas fiestas de Navidad, la recuperación será más rápida y nos sentiremos mejor con nosotros mismos.

Esta es nuestra receta para vivir una Navidad que no termine con nuestro bienestar.

  1. Autocontrol con los excesos (enlazando a entrada de Mediterráneo). Podemos dejarnos llevar en una o dos ocasiones, pero cuando vamos acumulando compromisos es mucho mejor actuar con un poco de cabeza. Compensar las comidas más copiosas con otras más ligeras, beber mucha agua o apostar por snacks saludables nos ayudará a mantener el equilibrio.
  2. Un poco de ejercicio cotidiano. Consejos clásicos como usar menos el ascensor o dejar el coche en casa nos pueden ayudar a equilibrar un poco las sobremesas eternas de la Navidad. Además, si tenemos vacaciones o somos de madrugar podemos aprovechar para dar un buen paseo recuperador al principio del día. Puede parecernos que estamos más cansados, pero empezamos la rutina con las pilas a tope.
  3. Tiempo para nosotros. En El Palasiet no nos cansamos de recordaros que hay que cuidarse, que tenemos que dedicar un poco de tiempo a nuestro bienestar, a nuestra tranquilidad y a nuestro equilibrio. Si somos capaces de sacar un par de horitas estas fiestas, nuestro recorrido biomarino os dejará como nuevos. Además, cualquier actividad que implique dejar la tecnología de lado un rato nos vendrá genial para desconectar del todo.
  4. Control de compromisos. Siempre hay que saber decir que no, pero estas fechas es más importante aún o nuestra agenda termina repleta de compromisos, gestiones y reuniones que no podemos atender. Eso termina generando más estrés y la sensación constante de no llegar a todo.

En El Palasiet abrimos el centro termal durante estos días de Navidad (Excepto festivos, consultad horarios) y tenemos diferentes opciones para venir a desconectar un rato de todo el estrés de las fiestas, desde un masaje recuperador de 25 minutos hasta completos packs para aprovechar al máximo el poder de la talasoterapia.

Entradas relacionadas

amet, id pulvinar adipiscing dolor facilisis quis, et, elit.